CLUB D'ATLETISME CORRELIANA (L'ELIANA - VALENCIA - SPAIN) contacte: correliana@movistar.es - Teléf.:607.59.39.56
ATLETISME, TRAIL RUNNING, TRIATLÓ. CLUB COL-LABORADOR AMB L'ASSOCIACIÓ ESPANYOLA CONTRA EL CÀNCER

martes, 19 de noviembre de 2013

LA COLUMNA DE TONI LASTRA (Cap. 39): NACHO Y CRISTINA, UNA PAREJA EJEMPLAR


En mi anterior columna, titulada La pareja que corre unida permanece unida. ¿O no?, quedaba en el aire si, con los efectos del aerobismo, que caló tan hondo en la ciudadanía, muchos de sus adeptos, iluminados por el mensaje de una nueva vida, abandonaron sus obligaciones con la familia, el trabajo y casi con la sociedad.
El conflicto se hacía más patente en las parejas, como exponía con claridad el artículo que transcribía y que apareció en un número del Runner’s World del año 1974 y que, para aquellos que no lo leyeron, vuelvo a reseñar.
Si ambos corredores forman una pareja, es muy probable que se entiendan entre sí. Pero ¿qué pasa cuando uno de ellos no sabe qué hacer con la obsesión del otro por las carreras? Nadie puede amar la actividad del corredor si eso lo excluye, si la carrera es la amante y le presta más atenciones. Correr puede ser algo muy hermoso para uno, pero para el otro no deja de ser algo irritante y aburrido.
Y no es mejor cuando llegan los domingos, que el destino es siempre la carrera y a uno le toca el papel de porteador de la pesada bolsa del corredor, repleta de toallas, ropa seca, botellines de agua… Apostada, si es mujer, con otras “viudas de corredor” por las esquinas, sigue el paso del corredor en carreras que se eternizan. Y cuando llega a meta, tenerlo todo preparado, mientras el corredor no le hace caso o la manda a ver los paneles de resultados, enfrascado en interminable cháchara con sus colegas de las mil y una vicisitudes de la prueba.
Los corredores están tan absortos en sus temas que si a una de las “viudas” le diera por desnudarse y cruzar la calzada, continuarían impertérritos su sonsonete sin prestarle atención.
Hace unos días almorzaba con el presidente del C. A. Correliana, Javier Pons, y otros amigos corredores, y se reconoció lo mucho que le deben las organizaciones y aun más los corredores a todas esas “viudas de corredores” y a todas las mujeres en general. Le oí decir a alguien: “Alguna vez habrá que hacerles un monumento, un homenaje o una placa”, pero llegaron los bocadillos y se terminaron las conversaciones.
Cuando llegaron los cafés le comenté a Javier: “Sería conveniente que eligieras a la pareja del club que mejor represente las buenas relaciones entre sí y con sus compañeros para quitar ese sabor amargo que han dejado esas historia, y les haría una entrevista”.
Javier no me contestó. Se levantó de la mesa, se retiró a una discreta distancia y llamó a alguien. La conversación no duró ni un minuto, regresó a su asiento y me dijo: “Eso está hecho. ¿Cuando quieres hacer la entrevista?” “Mañana, a las 18.30 en mi casa. ¿De acuerdo?” “Allí estaré con la pareja. Son Ignacio Pérez Payno y Cristina Roberto Mares. ¿Los conoces?” “No, pero confío en tu elección. De vista seguro.”

La entrevista que acabó en coloquio

Decía Frank Shorter, el vencedor del maratón de los JJOO de Múnich, que los corredores hablan mucho y son incapaces de guardar un secreto. Lo de guardar un secreto no lo sé, pero tanto Javier como yo tenemos fama de habladores impenitentes. Por poco juego que dieran los entrevistados, nos esperaba una larga entrevista.
Puntual como un reloj suizo llegó la pareja. Ignacio Pérez Payno y Cristina Roberto Mares. De inmediato surgió ese estado de confianza que tienen los viejos amigos. Los tres nos conocíamos de vernos en las carreras, aunque no habíamos hablado nunca. Hechas las presentaciones, les dije: “Si os parece podemos empezar mientras llega Javier”.
Toni.— La vieja grabadora funciona; esto es un buen augurio. Vamos con las credenciales, Nacho.
N.— Me llamo Ignacio Pérez Payno, Nacho para todos. Tengo 40 años y, como habrás supuesto, Cristina y yo somos matrimonio y tenemos dos hijas, Mar y Aitana, de 5 y 8 años. En mi familia tengo antecedentes deportivos y todos mis hermanos practican algún deporte, bueno, todos menos dos.
T.— Menos dos, ¿cuántos hermanos sois?
N.— ¡Siete! Llegué al Correliana por recomendación de Vanessa Benavent. El club se había inaugurado hacía cuatro o cinco meses. De inmediato me di cuenta del ambiente que había, de una cordialidad sincera, parecía una reunión de familia. Cuando me reuní con el presidente no pude por menos que mostrarle mi satisfacción.
Javier.— (Ya incoporado.) Ese es nuestro lema: aquí se vive por y para el socio.
N.— Al rato manteníamos una relajada conversación como si fuéramos amigos de toda la vida.
T.— Como el verso de Mario Benedetti en Habanera: “Aquí todo el mundo es alguien y nadie se queda fuera”.
N.— Exactamente.
T.— Bien Nacho, si te parece hacemos una pausa, comenzamos con Cristina y vuelvo contigo.
N.— Adelante.
T.— Tu turno, Cristina.
C.— Me llamo Cristina Roberto Mares. Tengo 36 años, soy topógrafa, al igual que Nacho, nos conocimos en la universidad y actualmente ejercemos nuestra profesión, pero en empresas distintas.
T.— ¿Cuándo empezaste a tomar en serio tu afición por las carreras?
C.— Todo empezó después de los partos de mis hijas. Me encontraba muy mal físicamente, me cansaba por todo y decidí seguir los consejos de Nacho y el apoyo de Javier y de mi amiga Vanessa. Poco a poco fui recuperándome. Participé en carreras y la carrera entró a formar parte de mi vida, de tal manera que decidí correr un maratón. Corrí el Maratón de Montaña de Valencia el año pasado y este año el maratón de Sevilla. Yo misma me sorprendí de la marca, 4 h. 20’. Fue definitivo, es más, consideré que era la mejor distancia para mí. No podía fallarles. Amparo Parra que corrió el maratón conmigo, Nuria Fabuel y el presi que nos acompañaron los últimos 12 kms. y Nacho esperándome en la meta, todos gritaron emocionados a mi llegada. Fue uno de los momentos más emocionantes de mi vida.
T.— Perdona, Cristina.¿Me permites una pregunta personal?
C.— Por supuesto.
T.— ¿El color de tu pelo es natural, es tuyo?
C.— De nacimiento.
T.— Es precioso. Cuando participas en las carreras con tu flamígera cabellera al viento me recuerdas a las valquirias.
C.—¿Qué es eso?
T.— ¿No conocéis la historia?
J.— No, pero me temo, que nos la vas a contar.
T.— Seré breve. Las valquirias eran las mensajeras del dios supremo de los países escandinavos, Odin, y tenían como misión elegir a los héroes que iban a morir en batalla y luego los transportaban al Walhala, el paraíso de los dioses, donde alcanzaban la inmortalidad y eran servidos por las valquirias que les daban a beber cerveza e hidromiel en los cráneos de sus enemigos. Los artistas siempre han tenido una especial devoción por las valquirias. Wagner las inmortalizó en su cabalgata. Los pintores primitivos las representaban con casco y armaduras, pero los pintores románticos daban otra versión: las pintaban vestidas con vaporosas y livianas vestimentas que dejaban entrever la hermosura de sus rotundos cuerpos, danzando con su melena al viento en el glauco lumínico de los valles. Pero volvamos de nuevo al tema que nos ocupa. Nacho, háblanos de maratones y marcas.
N.— Pues he corrido dos maratones, el primero en Valencia, el año pasado, con una marca de 3 h. 11’ y el segundo en Sevilla este  año, con una marca de 3 h. 06’. En este último me encontraba tan bien que decidí aumentar el ritmo equivocadamente y lo pagué muy caro.
T.— Dentro de unos días vais a correr el nuestro Cristina y tú. ¿Qué tiempo piensas hacer?
N.— Perdona, no quiero especular, trae mala suerte.
T.— Te comprendo Nacho. Suerte. Cristina, como fue tu debut, me dijiste que hiciste 4 h. 20’ en Sevilla´13. No me digas la marca que piensas hacer, pero me da el pálpito que, como mínimo, rebajarás tu marca.
C.— Tengo un especial interés, porque vienen mis padres a verme.
T.— Les felicitaremos. ¿Cómo se llaman?
C.— Enrique y Fidela
T.— Falta poco para saberlo. Pidamos el favor a los dioses. Javier, esperamos tu sentencia, tú que eres tan amigo de ellos y los conoces también, ¿por que no nos haces un retrato de esta pareja ejemplar?
J.— Antes de nada son amigos entrañables y excelentes personas. Nacho tiene unas facultades extraordinarias, es el biotipo perfecto del corredor de distancia. Si alguna vez tomara la decisión de preparar una temporada en exclusiva para correr a tope de su fisiología un maratón podría aspirar a un 2h. 45’.
C.— Ya sabes, a entrenar.
J.— En cuanto a Cristina, te diré que no he conocido corredor ni corredora alguna con su fortaleza mental. Puede aspirar en un corto plazo a 3h. 40’. Yo la llamo La Roca.
C.— No lo creo.
T.— Vosotros tenéis tantos puntos en común que sois dos almas gemelas condenadas a quereros toda la vida. Es una creencia generalizada que la carrera diaria, aparte del beneficio físico, confiere una autoestima y confianza notables. ¿Ha sido así en vuestro caso?
N y C.— ¡Sí!
T.— Otro punto en común y van… En una escala de uno a diez, ¿qué puntación le daríais a Correliana?
N y C.— De nueve a diez.
T.- ¿Javier Pons, como presidente de CorrEliana, que virtudes veis en el?
N.- La ilusión y dedicación al club, que hace familia, que se interesa por cada uno de nosotros y que si quieres en cualquier momento le tienes a tu lado. Es de las personas que te sientes a gusto cuando estás con él aunque lo conozcas de hace dos minutos.
C.- Javier es un lider nato muy fácil de llevar, generoso y altruista, con una dedicación extrema al club. CorrEliana se ha convertido en un gran proyecto gracias a él y gracias a un poquito de cada uno de nosotros. Personalmente para mi Javier es una persona muy especial a la que tengo muchísimo cariño, siempre me apoya y me anima en todo lo que me propongo. Siempre tiene buenas palabras para mi y me demuestra muchas veces que me aprecia.
T.— ¿Qué maratones os gustarían correr?
N.— Nueva York.
C.— Berlín.
J.— Las dos son planas, multitudinarias y poseen récords mundiales.
T.— ¿A quiénes dedicareis el próximo maratón?
C.— A Nacho, por su paciencia conmigo.
N.— A mis hermanos y a Javier Pons por su dedicación y ayuda conmigo y todos los socios.
T.— Bueno, esto se acaba. Cristina, hablemos de ilusiones, de esperanzas, de proyectos… Que no solo de carreras vive el hombre.
C.— Tenemos en proyecto un viaje a Malasia, a Kuala Lumpur, es muy lejos pero allí vive el hermano pequeño de Nacho, al que le tiene una especial predilección.
T.— ¿A qué persona admiráis más?
N.— A mi hermano Javier, porque es una gran persona, un gran amigo y muy trabajador.
C.— No me resulta fácil, conozco a muchas personas dignas de admiración, pero elegir a una sola podría resultar un agravio para otras.
T.— ¿Os gusta el cine?
C.— Vamos poco, pero me gusta Almodóvar y como actor José Coronado.

T.— Javier, la vieja grabadora no da para más: aparte de las palabras se ha tragado las cintas. Este último verano estuve en Inglaterra y pude ver un documental del Liverpool y vi sobre su puerta de hierro forjado en el Campo de Anfield su famosa frase: You’ll never walk alone. Nunca caminarás solo. Cambiando el walk por run, podría ser un buen eslogan para Correliana. Nunca correrás solo.
J.— Podría ser.
¡Bon Nadal a tots!

Toni Lastra

y Cristina corrió Valencia en 4:08:41. Enhorabuena!!!!

12 comentarios:

  1. Cristina Albiach
    Enhorabuena a los dos !!! Gran entrevista.

    ResponderEliminar
  2. Jose Lopezillo
    Enhorabuena Pareja,sois ejemplo a seguir.....

    ResponderEliminar
  3. Juan Luis Sastre Cabrera
    Este tio es un crack, pero su protos son la bomba. Un abrazo a todos.

    ResponderEliminar
  4. Sonia Carbo Rubio
    Esa pareja de deportistas!!!!!!

    ResponderEliminar
  5. Emiliano Martinez Catalan
    que grandes sois los dos felicidades

    ResponderEliminar
  6. Jorge Milo ·
    Ya decía yo que eras una valquiria!!

    ResponderEliminar
  7. Loles Morant Albelda
    Toma pareja!!! Enhorabuena chicos...

    ResponderEliminar
  8. Carol Sanchez
    Me ha encantado leeros.Me emociona pensar en vosotros

    ResponderEliminar
  9. Nuria Perez Payno
    Qué bonito ! Mmmmmmuak

    ResponderEliminar
  10. Julio Calomarde
    Dos grandísimas personas

    ResponderEliminar
  11. Eli Lara
    Me encanta el articulo pareja!!!! Un. Beso grande para los dos

    ResponderEliminar
  12. Cristina Roberto Mares
    Muchas gracias a Toni Lastra por tratarnos tan bien, fue muy amable, y muchas gracias por dedicarnos el artículo, en el club hay muchas parejas ejemplares, nosotros no somos el mejor ejemplo pero hicimos la entrevista y el resultado se lo debemos a Toni, un besazo Lastra

    ResponderEliminar